Mantenimientos

Realmente no existen "plantas de interior". Este es un concepto inventado para denominar a aquellas plantas de las que nos gusta rodearnos y  que consiguen sobrevivir en los espacios interiores en los que vivimos y trabajamos, debido a cierta similitud con las características que necesitan en sus zonas de origen. Todas las plantas necesitan, en distinta medida,  luz, humedad, ventilación, espacio y alimento para poder crecer y desarrollarse con vitalidad y mostrarnos su mejor versión.